Cuando la curva cambia: Charnelas Vol II

De entrada pido disculpas por la extensión del post pero como lo prometido es deuda, la primera entrada del año la dedicaremos a saldar cuentas. Al final de Cuando la curva cambia: Charnelas Vol I, prometí escribir una segunda entrada sobre la charnela cervicodorsal (C/D). Es una área del raquis que me interesa especialmente así que podríamos hablar largo y tendido de ella. No obstante intentaré ser “breve” y hablar de lo que para mí es más relevante sobre esta charnela. Igual que en la charnela T/L hay que destacar 2 aspectos de la zona cervicodorsal. Por un lado sus implicaciones mecánicas y por otro sus implicaciones neurológicas, especialmente autonómicas.

Desde un punto de vista mecánico la C/D tiene el reto inherente a cualquier charnela que no es otro que adaptar su anatomía facetaria al cambio de curva permitiendo el paso gradual de lordosis a cifosis en dos o tres segmentos vertebrales. De entrada, este reto supone para la unión C7-T1 el máximo decalaje en la plomada entre los cuerpos vertebrales y la línea de gravedad. No es estraño pues que la última cervical precise una apófisis espinosa considerablemente más larga (vertebra prominens) que las demás cervicales para compensar esta situación y para permitir a las inserciones del paquete musculoaponeurótico (entrecruzado y extremadamente potente en esta zona) estabilizar la fuerza de cizallamiento resultante. Dicha fuerza de cizallamiento se ve incrementada por un segundo reto biomecánico aún mayor. A diferencia de la T/L, la C/D une dos curvaturas con mecánicas cinéticas totalmente opuestas. Pasamos de una lordosis cervical extremadamente móvil a una cifosis dorsal con poco rango de movilidad diseñada para la estabilidad y la protección a través del sistema esterno-costo-clavicular. Dicho de otra manera, el segmento craneocervical presenta una movilidad desestabilizadora para la C/D, fijada a la rigidez torácica. El cizallamiento propio de esta charnela es resultado del empuje de T1 hacia atrás (gracias a la 1a costilla) en contra de la tracción de C7 hacia adelante. ES UNA ZONA DE FRENO DE LA CINÉTICA CERVICAL.

Esa necesidad de freno agota con facilidad los recursos musculares convirtiendo esta zona en terreno abonado a la fibrosis y a la hipertonía. Especialmente en aquellas personas con cuellos largos (brazo de palanca), aquellos pacientes con morfotipos más estáticos y por tanto con menos recursos disipadores de carga o aquellos con tendencia a la antepulsión cefálica por la razón que sea. Pero aquí no acaba todo, por si fuera poco, la C/D recibe la carga proveniente de la cintura escapular y las influencias del trabajo de las EESS sumándole, al vector de cizallamiento, un movimiento nada fisiológico para esta charnela, es decir, la rotación. Fisiológicamente se le atribuye a la C/D unos 5º de rotación acoplados a otros 5º de lateroflexión o sidebending. En pacientes que o bien duermen en decúbito prono o que utilizan de forma mucho más predominante una de las extremidades superiores, el componente de rotación se suele percibir en la charnela C/D favoreciendo la disfunción a este nivel.

En segundo lugar quiero hablar del componente autonómico, imprescindible siempre en nuestro abordaje osteopático. En la zona C/D encontramos el origen preganglionar de las  fibras que formaran la cadena simpática cervical y las fibras torácicas superiores encargadas principalmente de la inervación simpática al corazón. Igual que en el componente mecánico, EESS y C/D están otra vez en relación al ser las fibras postganglionares básicamente del ganglio de T2 (y en menor grado T3) las que inervan la vasculatura, las glándulas sudoríparas y los pieloerectores de la extremidad superior (ramos comunicantes grises de C7,C8 y T1 principalmente). Hay que hacer una mención especial al Ganglio estrellado por su situación anatómica totalmente adyacente a la unión C7/T1 y a la cabeza de la primera costilla. De este ganglio, formado por la unión del ganglio cervical inferior y el primer ganglio torácico (en un 84% de los casos) salen aproximadamente 17 ramas postganglionares con destinos bien distintos: arteria vertebral, tiroides, nervio frénico, corazón, nervio laríngeo recurrente, esófago, pulmón, 8º nervio cervical y 1r nervio torácico. Se puede considerar un pequeño centro de sinapsis simpáticas y por lo tanto debe estar en nuestra mente en el abordaje de las disfunciones somáticas de la charnela C/D (siempre con un altísimo grado de facilitación segmentaria e implicación neurovegetativa)

Alguien dijo que la estructura gobierna la función y, por muy criticada que actualmente sea esta idea, en el abordaje clínico de las charnelas y en especial en la C/D, no hay mejor precepto a tener en nuestra mente. Si la integridad de las charnelas contribuye a mejorar la disipación de la carga a lo largo de todo el raquis, si esta es su función, su estructura y su movilidad debe ser preservada a toda costa. La famosa “giba de bisonte”, o el “cuello de buitre” nos muestra una C/D sin recursos, totalmente vencida por la gravedad y la palanca del complejo craneocervical. Con el tiempo, eso implica aumento en el tono simpático a todas las estructuras que he mencionado antes, posibles irradiaciones en 4º, 5º dedo, fibrosis crónica en el tejido blando y una pérdida de eficiencia mecánica global del raquis. Su tratamiento será distinto en cada paciente, dependerá de los mil factores que condicionan una o otra elección terapéutica pero entender su biomecánica, su función y sus debilidades, nos ayudará a canalizar mejor nuestro tratamiento osteopático.

Cuáles son vuestras experiencias con la C/D?

Espero que os sirva esta entrada

Para suscribirse a este blog sólo hay que clickar en el botón “follow” que aparece en alguna de las esquinas de la pantalla (diferente según el navegador)

Acerca de osteobcn
Osteópata MSc DO. Miembro del Registro de Osteópatas de España. Co-Director de OsteoBCN Osteòpates. Director del Grup de Recerca en Osteopatia de Barcelona (@GROstBCN)

5 Responses to Cuando la curva cambia: Charnelas Vol II

  1. Diego dice:

    Gracias Gerard por ofrecernos la oportunidad a comentar sobre esta charnela
    .
    Me resulta difícil añadir mucho más a tu brillante exposición sobre esta zona de la charnela C/D.
    Voy a hablar desde la visión de la Osteopatía Clásica y la teoría mecánica de Littlejohn. Como bien dices es una zona de vital importancia mecánica y fisiológica y como la finalidad de nuestro tratamiento es que éste produzca un efecto fisiológico, cuanto mejor coordinada, armonizada y estructurada esté la charnela C/D, habrá un mejor funcionamiento físico- fisiológico del
    Organismo.

    Si hablamos sobre los Arcos Funcionales, que como su nombre indica el movimiento característico entre cada zona, Littlejohn muestra que C5 funciona como pivote entre el Arco Superior (1C-4C) y el Arco Medio (6C-8D) por lo tanto la charnela C/D quedaría englobada en esa zona media.

    Si ahora miramos a los Centros de oscilación, veremos como estos centros oscilatorios son posteriores en las cervicales y pasan a ser anteriores en la zona dorsal con un punto donde se solapan entre 7C-2D y marcan 7C como centro oscilatorio. Por lo que 5C es el pivote y 7C centro oscilatorio y 6C la vértebra transición entre ellas.

    Si vemos los arcos fisiológicos, hay un arco posterior superior 7C-8D y con D4-5 como piedra angular del arco. Las bases de dicho arco son C7 Y D9. Por lo que una vez más se demuestra de la fortaleza necesaria en esta zona. Pero, si existe algún tipo de tensión o lesionología a lo largo de este arco (7C-8D), la presión recaerá sobre estas vértebras base que son 7C y D9 y en el caso de 7C, por su morfología y sus relaciones, la tendencia es a sufrir flexión. (Cuello de búfalo)

    Finalmente, si miramos a los triángulos, el ápice de estos triángulos coinciden en frente a D4. Si los arcos están bien, D4 acogerá el peso de la cabeza y los movimientos de la cabeza en su conjunto pivotarán alrededor de D4.

    Con toda esta descripción, lo que quiero dar a entender es que la charnela C/D es muy importante mecánicamente, pero se encuentra en una zona de transición y de unión entre la zona cervical y dorsal. Por lo tanto, se verá afectada por problemas en las vértebras inferiores y a su vez dispondrá a la lesionología cervical o a que éstas mantengan su lesión. También, quedará supeditada a la línea de la gravedad actuando sobre el cuerpo en general.

    De esta manera, el consejo al tratamiento que nos hacer Wernham es que para actuar sobre la charnela C/D habrá que prestar atención a la disposición vertebral a lo largo de los arcos y en especial el arco superior 7C-8D. Littlejohn describe que para ajustar 7C, las costillas a ambos lados tienen que estar bien articuladas. Para proceder a su ajuste los movimientos a realizar son los de flexión, para separar el proceso espinoso de 7C de 1D, sidebending y rotación por medio de empuje y tirón aplicada al proceso espinoso de 7C. Finalmente, para continuar con el ajuste de las cervicales hay que tener en cuenta la relevancia de 7C y 2C, esta última de gran importancia en su relación con la cabeza. Por lo que para ajustar las cervicales normalmente se ajusta primero 7C, luego 2C y finalmente y si es necesario a las cervicales 3C-6C teniendo en cuenta que 5C como pivote responderá a todos esos cambios positivos que hagamos en el resto de vértebras.

    Si ahora miramos a los Centros Osteopáticos en esa zona Cervico-Dorsal, de la misma manera que nos menciona Gerard. A nivel Vaso-Motor tiene mucha importancia sobre los ductos linfáticos torácicos, Circulación hacia la cabeza y tiroides. Acción motora sobre el corazón.

    Hablando desde mi experiencia con mis pacientes, noto una gran relevancia entre la deformidad en la zona C/D y problemas con la tiroides de tipo hipotiroidismo con todos los síntomas que ello acarrea. Aunque, no puede dictaminar que tratando la C/D voy a tener un efecto positivo sobre las hormonas tiroideas porque para ello necesitaría realizar una serie de análisis para demostrar esos cambios. Pero, lo que si veo en mis pacientes es que una deformidad C/D cambia de forma muy positiva en poco tiempo, atendiendo a los arcos y a la charnela en particular. Esto conlleva un cambio en la propia percepción de la persona, cambios en el estado de ánimo, mejor movimiento de hombros, mejor orientación de los sentidos especiales de la cabeza….

    Bueno, espero que se entienda porque entre tanto arco, líneas y vértebras a lo mejor me he enrollado demasiado. Un saludo y seguir practicando mucha osteopatía este año 2012.

    • osteobcn dice:

      Bueno Diego

      Esto más que un comentario, ha sido una clase de Osteopatía clásica. Como ya dijiste en alguna entrada del blog, a ver si un día, con calma, una pizarra y un esqueleto hablamos un ratito…

      Gracias por la entrada, un saludo

  2. Pingback: Desfiladero Torácico y sus síndromes « Osteobcn

  3. Iván dice:

    Buenas Gerard, tengo una pregunta? Personalmente, como realizas el diagnóstico para una disfunción de la charnela C/D?
    Actualmente estudio en la EOM y me está defraudando bastante en cuanto a diagnóstico y falta de evidencia científica se refiere… El famoso Test de Mitchell anda por todos lados…
    Utilizas algún test en concreto? Te guías por la clínica del paciente?
    Espero tu respuesta.

    Un saludo y gracias.

    • osteobcn dice:

      Hola Iván, gracias por tu comentario

      Realizo un test de movilidad clásico para evidenciar la restricción. Utilizando la cabeza como palanca. El test al que creo que te refieres, puede sumarse al test de movilidad pero, como bien sabes, es poco fiable (como la mayoría de tests manuales). Al final el diagnóstico es la suma de la clinica del paciente, la observación, los movimientos activos y los tests pasivos.

      Informarte que el Blog se ha mudado a http://www.osteobcn.com

      Nos vemos alllí

      Un Saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: